Conservar alimentos en bolsas de silicona

Ofertas de cocina

¿Quieres las mejores OFERTAS del mundo de de los utensilios de cocina? ¡Únete ahora al Canal de Telegram o Facebook y encuentra los mejores productos a un precio increíble!

Todos somos conscientes de que es necesario colaborar en la reducción de la generación de los residuos, que poco a poco están dañando más nuestro planeta. El plástico es uno de los principales causantes del ya conocido cambio climático: se han fabricado toneladas de este material hasta el punto de que podemos encontrárnoslo en cualquier parte. Supogno que ya conoces la existencia de la isla de plástico en el Pacífico. ¿Sabías que se ha descubierto otra más? Poco a poco estas imágenes serán cada vez más habituales en nuestro entorno.

Tenemos que prestar atención a diferentes productos alternativos que se pueden encontrar en el supermercado, de esta manera dejaremos de consumir materiales plásticos. Hay que recordar que el plástico no está solo en los objetos cotidianos como juguetes y aparatos electrónicos, sino que lo usamos diariamente en forma de bolsas o botellas para guardar o transportar alimentos. Algunos tienen en su etiqueta un certificado de reciclabilidad, pero, ¿sabías que el 90% no se recicla por cuestiones estéticas?

Por este motivo las bolsas de conservación de silicona son la mejor opción para sustituir a las de plástico. Estas bolsas de silicona cuentan con un sistema de cierre como la de las bolsas ziploc o tipo cremallera. También pueden contener dibujos o motivos adaptados a los más pequeños para que se acostumbren y se familiaricen con su uso.

Las bolsas de silicona pueden resultar muy útiles para conservar alimentos tanto líquidos como sólidos; la capacidad habitual es de 1 litro, y resisten muy bien las temperaturas de la nevera y el cogelador. Además, yambién pueden usarse en el microondas sin peligro, y lo más fascinante de todo es que se pueden reutilizar.

Bolsas de conservación de productos orgánicos validadas y sostenibles

¿Cuál es la importancia de usar bolsas de silicona?

¿Sabías que cada minuto se usan alrededor de dos millones de bolsas de plástico en todo el mundo? La gran mayoría termina en el mar y a causa de esta circunstancia se ve afectada la vida del medio acuático. A veces, los animales confunden este material con comida y pueden morir por asfixia o padeciendo de alguna enfermedad relacionada con la ingesta.

Por otra parte, la toxicidad del plástico afecta negativamente a la vegetación marítima y esto es algo nocivo para la cadena alimenticia. La mejor estrategia para evitar estos peligrosos problemas medioambientales es no plásticos para conservar alimentos y en su lugar hacer el uso de las bolsas de silicona que son totalmente inocuas para todos y no son desechables, por lo que puedes usarla una y otra vez realizando una simple limpieza.

¿Por qué en las escuelas prohíben el uso de bolsas de plástico?

Bolsas de plástico de patatas tipo chips tirada en medio de un bosque.

Muchos padres sabemos que el uso de bolsas y envoltorios de plástico en las escuelas está prohibido debido a que generan residuos no biodegradables. Por este motivo las bolsas de silicona son la elección de muchos padres. No solo ayudan a conservar el medioambiente si no que son más cómodas y fáciles de transportar en una mochila: nuestros hijos pueden lavarlas al llegar a casa para volver a usarlas en sus próximos días de clases.

Ventajas de usar bolsas de silicona para conservar alimentos

  • Son resistentes a condiciones extremas de temperatura que van desde los 60ºc hasta los 260ºc. Lo que las hace aptas para usar para congelación y hornos.
  • La silicona es muy flexible, por lo que se adapta muy bien a cualquier espacio. Esto significa que puede plegarse para ocupar muy poco espacio cuando se guarda.
  • Poseen propiedades antiadherentes de manera natural, con lo que se pueden limpiar fácilmente con jabón sin tener que frotar mucho.
  • Poseen mucha capacidad de conducción térmica. Esto hace que transmita muy bien la temperatura, tanto el calor como el frío. Así, los alimentos cambian su estado de manera uniforme.
  • Son 100% reutlizables.

Como recomendación, es importante no utilizar ningún objeto punzante que pueda erosionar la superficie, no usar detergentes muy fuertes y no colocarlo en contacto con el fuego directo.

¿Todas las bolsas de silicona son buenas?

No, no todas las bolsas de silicona que circulan en el mercado son buenas, existen bolsas de silicona que se degradan cuando entran en contacto con alimentos ácidos; esto puede intoxicar la comida. Con el uso pueden perder el color, apareciendo puntos blancos (esto significa que se están degradando poco a poco), en algunos casos suelen deformarse si son sometidas a altas temperaturas, como en agua hirviendo o en el horno. Para evitar todos estos problemas debemos buscar bolsas de silicona que estén certificadas.

La silicona al igual que el plástico es un polímero que se compone por una serie de moléculas, que pueden ser orgánicas o sintéticas. La diferencia es que los plásticos son polímeros derivados del petróleo y las siliconas son polímeros derivados del polisloxano.

¿Qué es el polisiloxano? Es una composición de oxígeno y sílice alternados. La sílice es un componente mayoritario de la arena de la playa. Interesante, ¿no?

Las bolsas de conservación de silicona pueden usarse para conservar líquidos.

Adiós film de usar y tirar

El film de plástico se produce en tan solo 5 minutos, se utiliza para conservar algunos alimentos durante, como mucho, algunas semanas, y al final permanece en el medio ambiente durante muchos siglos. Como ya sabemos la mayoría acaba en los océanos dañando la fauna y flora marina.

Existen varias instituciones por todo el mundo que han aprobado diversas normas para impedir o minimizar el uso del plástico en la medida de lo posible. En España el MAGRAMA (Ministerio de agricultura, alimentación y medio ambiente) prohíbe la distribución gratuita de bolsas plásticas no biodegradables tras aplicar la ley de residuos y suelos contaminados.

Debemos generar un poco de conciencia para cuidar el planeta, las consecuencias de usar tanto plástico son muy graves, debemos unirnos al cambio y hacer más uso de las bolsas de silicona, no solo ayudan si no que son más fáciles de guardar y no generan ningún tipo de problema en la comida.

¿Qué debes saber antes de comprar bolsas de silicona para almacenamiento de alimentos?

Hay algunos aspectos a tener en cuenta a la hora de hacerte con una de estas bolsas para congelar o mantener alimentos. La gran variedad de marcas en el mercado hace que hayan para todos los gustos y necesidades. Algunos de los más importantes son los siguientes:

  • El tamaño y la capacidad de la bolsa para tener en cuenta cuántos o qué alimentos puedes guardar.
  • El diseño y colores, para que no desentonen con tu decoración
  • El tipo de cierre, puede ser un cierre mágico.
  • La marca también es importante, busca marcas de calidad.
  • El precio, para saber si se adapta a tu presupuesto.

Ahora que ya lo sabes todo, ¿quieres echar un vistazo a lo que tenemos para ti?

Usa bolsas de silicona en lugar de envases de plástico

Aparte del grave problema medioambiental que está empezando a causarnos el plástico, cuando se trata de conservar alimentos lo mejor es prescindir de este material.

Estos envases plásticos pueden desprender sustancias nocivas cuando se someten a altas temperaturas, como por ejemplo el microondas. Usando bolsas de silicona para estos menesteres evitarás esos problemas, ya que son totalmente inocuas y resistentes a temperaturas extremas.

Otra de las ventajas de la silicona es que vas a poder darles muchos más usos que al plástico, pues son materiales mucho más duraderos y que resisten el castigo típico del uso de la conservación de alimentos.

Además, los cierres herméticos que tienen protegerán los alimentos al 100%, haciendo que se conserven frescos durante más tiempo. Dales una oportunidad y verás como no vuelves al plástico.

X