Huella ecológica del té

Ofertas de cocina

¿Quieres las mejores OFERTAS del mundo de de los utensilios de cocina? ¡Únete ahora al Canal de Telegram o Facebook y encuentra los mejores productos a un precio increíble!

Huella ecológica del te

Lass empresas internacionales como Tea Corp, McCormick y Empacadora Therbal acaparan el mercado mundial del té, con unos porcentajes respectivos del 24%, 15% y 15%. Estos datos provienen de la consultora Euromonitor. Con un mercado tan grande a nivel internacional, es necesario plantearnos el tema de la huella ecológica del té.

Debido a los diversos factores que intervienen en todo el ciclo (desde el cultivo hasta que llega a nuestras tazas), el impacto medioambiental de este negocio es gigantesco; y es algo que no es solo responsabilidad de las grandes empresas, sino que las pequeñas también tienen que daptar sus procesos comerciales para minimizar el daño ecológico. Por nuestra parte, depende de cada uno de nosotros el consumir productos respetuosos con el medio ambiente.

La huella ecológica de la producción de té

La demanda de té a nivel mundial es de más de 4,5 millones de toneladas de té, una cifra que se encuentra en aumento ya que, a través de movimientos estratégicos y publicitarios, se intenta comercializar mucha más mercancía para aumentar el beneficio, implicando, incluso, a pequeños agricultores.

Muchas de estas pequeñas organizaciones generalmente no cumplen las normas de seguridad relacionadas con el uso de plaguicidas; de manera que aumentan huella ecológica por no estar preparados para una producción a gran escala.

En temas de transporte y producción anual los siguientes países son los líderes del mercado del té:

PaísProducción (toneladas)
China2 610 400
India1 344 827
Kenia492 990
Sri Lanka303 840
Turquía270 000
Vietnam270 000
Indonesia141 342
Irán109 357
Fuente Fao datos del año 2018.
plantaciones de té en sri lanka

El coste de traslado que crea la huella ecológica del

Toda esta producción es importante para los consumidores, sin embargo hay que tener en cuenta la huella ecológica del té. Esta industria, que cada caño crece entre el 5 y el 7,5%, aumenta el gasto en transporte, al igual que la cantidad de emisiones.

Existen casos particulares donde la seguridad alimentaria en los países como Kenya y Sri Lanka tiene un coste anual de más de 1000 millones de dólares; unos costes que quedan bien cubiertos con los beneficios totales.

¿Cuánto embalaje tiene el té de supermercado?

El té no se transporta en esos filtros de tela ni en esas pequeñas latas a las que estamos acostumbrados; así pues el transporte no es el único proceso que contribuye a aumentar la huella ecológica del mercado.

Una vez llega al país de destino y se preparan para su comercialización al pequeño público, el producto se somete a un proceso de envasado y distribución que está absolutamente plagado de procesos contaminantes.: desde las bolsitas de plástico con las que se empaquetan, hasta el pequeño filtro individual que pones en el agua caliente.

Para reducir la contaminación, diversos países se han planteado objetivos ambiciosos. Un ejemplo es Alemania, que sigue propulsando su política de retorno de envases en un 80% en las bebidas, incluyendo el té. Lamentablemente, la producción de envases a nivel mundial sigue aumentando día a día.

El gobierno alemán ha declarado que el consumo de embalajes ha aumentado drásticamente en los últimos años. Las causas de este problema son los envases no retornables con los que se ofrece el producto al consumidor final.

el té y su huella ecológica

La caja de cartón

La caja que todos los consumidores de té a nivel mundial conocemos, supone uno de los principales factores a vencer en la huella ecológica de la industria, ya que el cartón es uno de los materiales comunes en los embalajes que utiliza cada compañía para crear un producto llamativo.

Actualmente, se estima que el peso generado por las cajas de cartón equivale a casi de 4000 toneladas, de manera que aunque se tenga en cuenta el reciclaje u otra opción para eliminar el cartón de forma adecuada, la producción seguirá aumentando. Quizás optando por otros materiales más fácilmente biodegradables se minimizaría este problema.

Bolsas individuales de plástico

Las bolsas de plástico que se utilizan para separar el té en raciones individuales, son el mayor de los problemas, ya que es un residuo que no sirve para nada más que para individualizar las porciones. Normalmente acaba siempre en la papelera.

Filtro de papel

El filtro de papel en el té, es una maravilla a la vista de los consumidores, ya que facilita el proceso de servido en la taza, sin embargo no solemos tener en cuenta el proceso mediante el cual se ha obtenido el material para fabricar el filtro, que se apoya en la industria del papel.

Además, estos filtros de papel ni siquiera son de material reciclado, lo que agrava aún más el daño ecológico.

distintos tipos de té que comprar a granel

Consumir té de forma responsable

Espero que ahora tengas una mejor visión al respecto de la huella ecológica del té, donde tanto la industria como los consumidores somos culpables del daño causado al medio ambiente de forma constante. Esta industria se encuentra en un crecimiento enorme y nosotros, como consumidores, podemos minimizar el impacto con acciones sencillas.

Los recursos como el agua y los plaguicidas que se utilizan para crear un producto de alta calidad, no se suelen tener en cuenta cuando pensamos en esta industria, pero son factores que también tienen bastante peso en este problema universal. Por lo tanto, es importante crear conciencia respecto a la industria y comprar el té a granel.

Si vas a comprar té a granel, vas a necesitar filtros para poder tomarlo. ¿Por qué no echas un vistazo a nuestros filtros para té?

X